El pasado martes comenzó la segunda versión del programa Propedéutico de la Universidad de Valparaíso, una iniciativa cuyo fin es  dar acceso equitativo a la educación superior, está  abierto a alumnos de cuarto medio de los liceos municipales, que estén en situación de  vulnerabilidad, y que presenten rendimiento académico destacado.

 La ceremonia  realizada en el Aula Magna de la Escuela de Derecho, estuvo presidida por  el rector de institución de educación superior, Aldo Valle, el alcalde de Valparaíso, Jorge Castro, el gerente general de Cormuval, Gustavo Mortara, además de autoridades académicas y de la educación municipal porteña, de Quilpué y Limache.

En esta versión participan 43 alumnos (34 de ellos pertenecientes a  nueve liceos Cormuval) de  los siguientes establecimientos educacionales: Liceo Pedro Montt, Liceo Técnico Femenino de Quilpué, Liceo Matilde Brandau de Ross, Liceo Eduardo de la Barra, Instituto Marítimo, Liceo Barón, Liceo Alfredo Nazar, Liceo María Luisa Bombal, Liceo María Frank McDougall, Liceo Artístico Guillermo Gronemeyer, Liceo Comercial Alejandro Lubet Vergara A-40, Liceo de Limache, Instituto Superior de Comercio Francisco Araya Bennett, Liceo Manuel Montt y Liceo Matilde Brandau de Ross.

Esta segunda versión del Propedéutico  se presenta como  una ocasión especial para demostrar los objetivos comprometidos en el primer ciclo, ya que los  estudiantes que progresan en la universidad se les ofrecen  vías de acceso que no son las tradicionales para estudiantes meritorios, que están en escuelas que a lo mejor no hubieran considerado a la Universidad de Valparaíso como una primera opción, pero que hoy día están muy interesados en ingresar.

El programa tiene una gran convocatoria en su postulación y por lo tanto ayuda mucho a diversificar el cuerpo estudiantil, por las experiencias de vida diferentes a la universidad en el sentido de juntar  gente de distintas trayectorias a interactuar cotidianamente a la vez, que se forman como profesionales.